¿¿¿ Curso de Instructor de Tiro ???

¿¿¿ Curso de Intructor de Tiro ???

¿Curso de Instructor de Tiro? ¿Realmente se puede aprender todo lo necesario para adquirir esta consideración en un curso? ¿Un instructor nace o se hace? ¿Qué contenidos habría de incluir entonces un curso de este tipo? ¿Quién estaría capacitado para impartir tal curso? ¿Qué carga lectiva tendría este curso?

En mi opinión en España existe una extraña tendencia a coleccionar cursos con el único propósito de engordar un currículum que habitualmente es considerado el reflejo de las capacidades y aptitudes de una persona, lo cual no me parece acertado. No siempre disponer de una buena colección de cursos y títulos supone disponer de buenas capacidades y aptitudes.

Me llama la atención la proliferación de cursos que atribuyen al que lo supera la capacidad y aptitud de «Instructor de Tiro», que además suele desglosarse en diferentes vertientes: tiro policial, tiro defensivo, tiro reactivo, tiro para personal de seguridad privada, etc…

Habría que definir primero en qué consiste exactamente un «instructor de tiro», cuáles son sus competencias y qué cualidades, capacidades y aptitudes habría de reunir. Dudo que  muchas de esas cualidades, capacidades y aptitudes se puedan adquirir simplemente superando un determinado curso de formación, lo que me hace reflexionar sobre si realmente tiene utilidad la existencia de este tipo de cursos o simplemente se trata de un curso más para coleccionar.

Desde mi punto de vista, para poder impartir enseñanzas sobre un determinado área de conocimiento es necesario disponer primero de los conocimientos pertinentes, los cuales suelen adquirirse mediante la propia formación académica en centros de enseñanza. De este modo, para llegar a ser Profesor de Matemáticas habrá que estudiar primero una titulación válida al respecto. ¿Existe algún Curso de Profesor de Matemáticas? Hasta donde yo sé NO. Lo que sí existe es una titulación académica por la que se adquieren determinados conocimientos sobre las Matemáticas, tal y como puede ser la titulación de grado en Matemáticas (lo que antiguamente se conocía como licenciatura).

Una vez adquiridos los conocimientos en un determinado área habría que disponer de las suficientes cualidades, capacidades y aptitudes pedagógicas para convertirse en profesor, las cuales creo que se pueden aprender en parte con una formación específica pero otras  creo que difícilmente pueden adquirirse y vendrán determinadas por la propia personalidad del individuo . Creo estar en lo cierto al afirmar que a fecha de hoy para poder convertirse en profesor, además de la titulación correspondiente, es necesario haber realizado un curso específico que antiguamente recibía el nombre de «Curso de Aptitud Pedagógica» (CAP) para pasar a denominarse después «Título de Especialización Didáctica» (TED) y que hoy día puede encontrarse como Máster Universitario en Formación del Profesorado de Educación Secundaria Obligatoria y Bachillerato, Formación Profesional, Enseñanzas de Idiomas y Enseñanzas Artísticas, con una duración de dos cursos académicos.

El caso es que si realmente para ser instructor de tiro es necesario realizar algún tipo de curso de instructor de tiro, para poder impartir dicho curso de instructor de tiro habrá que haber realizado antes algún tipo de curso de instructor de instructores de tiro, ¿no? Iniciando así un proceso recurrente al más puro estilo «pescadilla que se muerde la cola».

Desde mi punto de vista resulta una auténtica osadía pretender adquirir la cualificación como «intructor de tiro» realizando un determinado curso por el que se concede el título correspondiente. Tal y como se explicaba en los párrafos anteriores, la cualificación como «instructor de tiro» se deriva de disponer de conocimientos suficientes en el campo del tiro táctico (tiro de combate, combate con armas de fuego, o como se quiera llamar) y de suficientes aptitudes, cualidades y capacidades pedagógicas. Lo que no está nada claro es cuánto es suficiente. En el caso de aquellas titulaciones establecidas por normativa legal, como puede ser el título de «instructor de tiro del personal de Seguridad Privada», la suficiencia queda determinada por la propia normativa. Pero en el campo del tiro táctico creo que no existe un título oficial del sistema educativo general, ni creo que vaya a haberlo, ni creo necesario que haya de haberlo, porque en realidad no se trata de la existencia o no de un mero título sino de una combinación de experiencia y maestría difícilmente cuantificable.

Del mismo modo que no existe un curso de formación específico para convertirse en Catedrático o Profesor de una determinada materia, no veo justificación para la existencia de un curso de formación específico para convertirse en Instructor de Tiro. Quizás la clave radique en seleccionar a los más idóneos para ocupar un puesto como Instructor de Tiro en las diferentes Fuerzas, Unidades y Cuerpos, valorándose en todo caso el auténtico  mérito y capacidad del individuo, lo cual jamás resultará sencillo.

La clave para alcanzar la preparación suficiente para llegar a convertirse en un auténtico «Instructor de Tiro» creo que radica en la formación del propio individuo como profesional. Dicha formación incluye tanto la realización de diferentes cursos como el estudio autónomo y el desarrollo de su labor profesional. El principal problema en lo que a formación se refiere es la práctica inexistencia de un ente que coordine y regule de algún modo dicha formación, evitando ese afán de protagonismo, de permanente innovación injustificada, de ausencia de unidad de esfuerzos, etc. Se trata de disponer de una verdadera comunidad profesional en lo que al tiro táctico se refiere que se preocupe por elaborar, desarrollar, coordinar y evaluar estándares de una forma totalmente abierta, flexible y libre buscando siempre la eficacia y eficiencia. Quizás se podría decir que es necesario contar con un colegio profesional del tiro táctico (o como se quiera llamar).

En fin, son muchas las preguntas a responder y creo que se puede establecer un interesante debate sobre este asunto. Yo personalmente nunca he realizado curso alguno de Instructor de Tiro pero sí ejerzo como tal, del mismo modo que muchos otros mandos militares entre cuyas obligaciones se incluye la formación y adiestramiento de sus subordinados, lo que incluye el hacer las veces de instructor de tiro de combate.

Aceptamos donativos, si quieres apoyarnos. ¡Gracias! 
Si te gusta lo que publicamos, utiliza la actual moneda de cambio: comparte, sigue, gusta en Redes Sociales. Regístrate aquí para recibir notificaciones por correo electrónico.

IMPERIO De los tercios españoles a la América hispánica Augusto Ferrer-Dalmau

46 comentarios en “¿¿¿ Curso de Intructor de Tiro ???

  1. Johnny Suarez

    Su criterio en este tema es un factor muy común y actual incluso en Honduras donde cualquier persona con solo gustarle la palabra instructor se proyecta como tal, aún desconociendo los mismos fundamentos de balística y los fundamentos de los métodos de tiro con sus variables.

    La enseñanza sistemática de errores es muy común en este campo, la ciencia del disparo es científica.. debe integrarse como tal.

  2. Jorge Tierno Rey Autor

    En resumen, lo que quiero decir es que «el hábito no hace al monje» al igual que «el curso no hace al instructor». El instructor se hace a sí mismo, sumando muchas cualidades y conocimientos a lo largo del tiempo.

  3. Stavka

    A ver, hablar de la diferencia de «aptitud» que requiere un Profesor de Física respecto a uno de Lengua superaría el espacio aquí disponible, por otro lado me parece que no se puede hacer una transposición de aquellos ámbitos -terciarios. O Académicos- al del tema de este artículo pues pertenecen a universos muy diferentes y -se podría decir- a paradigmas diferentes. Lo que sí los títulos aquí expedidos dicen textualmente «Profesor en Física y Química» por dar un ejemplo, y las instituciones -y la curricula- creen darles las herramientas básicas para desempeñar en la docencia de las materias señaladas. El que uno u otro lo ejerza con excelencia dependerá ya de qué tipo de docente quiera ser cada uno y de lo que haga -o no- para conseguirlo

  4. Jorge Tierno Rey Autor

    Supongo que te refieres a las titulaciones que se suelen llamar «Aptitud Pedagógica», que aquí también existen y constituyen una exigencia legal para poder ejercer como profesor. Pero viene a ser el mismo caso que un curso de instructor de tiro. Se pueden enseñar metodologías docentes y herramientas para la enseñanza, pero ello no implica que se logre formar a un profesor o un instructor. No es difícil encontrarse con un trozo de carne con ojos que disponga de múltiples titulaciones de todo tipo que a la hora de la verdad no puede denominarse ni profesor ni instructor ni nada parecido. No sé si me explico.

    Por otra parte, en las titulaciones del tipo «Aptitud Pedagógica» no se estudia la materia que se pretenda enseñar, sino la forma de enseñar cualquier materia, que no es poco, así que únicamente cubre un aspecto de los múltiples que ha de disponer un profesor o instructor.

    En resumen, lo dicho en el artículo, que eso de curso de instructor de tiro va a ser que no convierte a nadie en instructor. Digamos que lo titula o certifica como tal, y punto. Luego ya se verá lo que enseña y si lo enseña bien.

  5. Stavka

    Pues lamento tener que informar que en mi país existen las carreras con titulaciones de Profesor de lo que se quiera, por el contrario me resulta raro ver que no exista en el país del autor de la nota. Lógicamente hay toda una formación teórica y la práctica pedagógica concomitantes.

Puedes dejar tus comentarios. No aplicamos censura ni moderación. Gracias.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.