Ejercicio de Tiro EBdT2 Scrabble.

Siguiendo el ejemplo de los ejercicios de tiro que Travis Haley divulgó en 2011 en una serie de vídeos formativos a través de su canal Haley Strategic en YouTube (HSP Shift Gears, HSP Twister, HSP Lucky Charms), te proponemosotro ejercicio de tiro similar, aunque diferente. Este ejercicio no supone ninguna innovación o novedad práctica, sino simplemente otro posible ejercicio de tiro en el que aplicar los principios básicos del tiro (posición/postura, empuñe, puntería y control del disparador), conjugando la velocidad y la precisión en cada disparo, al mismo tiempo que el tirador piensa (ejercicio de la mente) y localiza (ejercicio de la vista) qué blancos ha de batir.

Para realizar este ejercicio se ha desarrollado un blanco específico, tanto en tamaño de papel A3, como en A4. El blanco está compuesto por un total de 24 círculos de tres tamaños diferentes (2 grandes, 5 medianos y 17 pequeños), cada uno con una letra diferente del abecedario en su interior, de la A a la W, quedando excluidas las letras X, Y y Z (habrá que evitar utilizar estas letras en las secuencias de letras o palabras que se utilicen en el ejercicio). Estos círculos están dibujados a escala siguiendo una proporción por la que los círculos grandes equivalen a un blanco de 60cm, los medianos a uno de 40cm y los pequeños a uno de 20cm situados a 20m de la boca de fuego. Este blanco puede imprimirse tanto en un tamaño de papel A3 como en A4, lo que alterará el tamaño de los círculos. De forma que, en el caso del tamaño de papel A3, los círculos grandes tienen un diámetro de 6cm, los círculos medianos de 4cm y los círculos pequeños de 2cm. Mientras que, en el caso del tamaño de papel A4, los círculos grandes tienen un diámetro de 4,02cm, los círculos medianos de 2,68cm y los círculos pequeños de 1,34cm. Para mantener la proporción anteriormente mencionada habrá que situar el blanco a 2m de la boca de fuego, en el caso del tamaño de papel A3, y a 1,34m en el caso del tamaño de papel A4. El motivo por el que las cifras para el blanco en tamaño de papel A4 no son exactas y contienen decimales se debe al mejor aprovechamiento de este tamaño de papel, que no es exactamente la mitad del tamaño (50%) de papel A3, sino un 67% del mismo, por lo que todas las cifras para el tamaño de papel A3 son exactamente un 67% menores en el caso del tamaño de papel A4.

Todos estos círculos se reparten aleatoriamente por todo el papel, tanto en lo que respecta a su tamaño como a las letras que contienen. De esta forma el tirador tendrá que realizar un esfuerzo para localizar y batir cada uno de los blancos según el orden establecido, sin contar con referencia alguna. Precisamente la clave de este ejercicio consiste en que el tirador ha de memorizar una determinada secuencia de letras obtenida al azar de entre las posibles y posteriormente tendrá que batir los círculos con cada letra en el orden establecido por dicha secuencia, para lo que tendrá que pensar qué letra batir y localizarla entre todas las posibles.

La secuencia de letras se determina escogiendo un recorte de papel (tal y como hace Travis Haley en sus ejercicios) entre varios que se encuentran en un sobre, en una gorra, en una caja, etc. Cada recorte de papel contiene una secuencia de letras o una palabra con un número determinado de letras que determinará los blancos a batir. Asimismo, cuanto mayor sea el número de letras mayor será la dificultad del ejercicio.

La dinámica del ejercicio es bien sencilla y permite varias opciones, aunque el ejercicio está únicamente indicado para el uso de pistola, ya que el mechanical offset (distancia entre el eje de puntería y el eje del cañón) en el caso del fusil impide que a distancias de 1,34m o 2m podamos hacer coincidir punto de puntería y punto de impacto. El ejercicio consiste en activar el cronómetro de tiro, previamente programado con un determinado retardo (5 segundos, por ejemplo), durante el que el tirador habrá de extraer un recorte de papel y memorizar la secuencia de letras; el cronómetro de tiro puede sustituirse por un compañero dotado de un simple cronómetro y un silbato. A la pitada del cronómetro el tirador extraerá su arma y comenzará a batir los círculos que contengan las letras correspondientes a la secuencia en el orden establecido por la misma.

Una opción consiste en disponer de un único cargador con cartuchos suficientes para completar el ejercicio. Otra opción puede ser disponer de varios cargadores en los que repartir los cartuchos necesarios para completar el ejercicio de forma que el tirador haya de realizar una recarga de emergencia una vez haya agotado la munición en un cargador. Sin embargo, no es necesario que se ajuste la munición disponible a la mínima imprescindible para realizar el ejercicio, sino que una opción puede ser que la munición disponible sea superior a la necesaria de forma que el tirador tenga varias oportunidades para batir un mismo blanco hasta que logre acertar al círculo.

También existe la posibilidad de introducir algún que otro cartucho inerte entre los cartuchos de fuego real para generar interrupciones del tipo 1 (fallo al disparar) que el tirador tendrá que resolver practicando la acción inmediata [Immediate Action]; incluso se pueden utilizar cartuchos inertes sin reborde en el culote (se puede limar para eliminarlo) para generar interrupciones del tipo 3 (doble alimentación) que el tirador tendrá que resolver practicando la acción correctiva [Remedial Action].

El objetivo del ejercicio es batir todos los blancos en el menor tiempo posible, respetando el orden establecido por la secuencia de letras. Sólo serán válidos aquellos impactos que se encuentren en el interior del círculo correspondiente a la letra en cuestión, aceptándose como buenos los impactos que sólo rocen ligeramente la línea exterior del círculo. No obstante, no serán válidos los impactos que se realicen fuera del orden establecido por la secuencia aunque correspondan a una letra incluida en la misma.

Proporción entre tamaño del blanco y distancia al blanco.

Además de aplicar los principios básicos del tiro para lograr batir los blancos con eficacia es necesario que el tirador combine velocidad y precisión para poder completar el ejercicio en el menor tiempo posible sin fallar ningún disparo. Resulta evidente que para los círculos grandes y medianos se puede sacrificar cierta precisión en el disparo en favor de la velocidad, siempre y cuando se acierte en el blanco. Por el contrario, en el caso de los círculos pequeños es necesario reducir la velocidad y concentrarse un poco más en la precisión, ya que de otro modo fácilmente se puede fallar el disparo por haberse precipitado el tirador.

Por otra parte, el tener que disparar sobre los blancos según el orden establecido por la secuencia de letras supone una dificultad añadida para el tirador, que no podrá concentrarse únicamente en realizar correctamente los disparos sino que además tendrá que recordar en todo momento la secuencia de letras, pensar cuál es la letra siguiente a batir y localizarla entre las 24 existentes. Por ello el tirador estará más concentrado en la selección y localización de blancos que no en los principios básicos del tiro que es necesario aplicar en cada disparo para que éste resulte eficaz. Por este motivo quizás este ejercicio está más orientado hacia aquellos tiradores que ya han asimilado esos principios básicos y que son capaces de aplicarlos subconscientemente, tal y como sucedería en una situación real, en la que es necesario concentrarse en la selección y localización de amenazas (blancos), entre otras cosas, mientras principios básicos y tácticas, técnicas y procedimientos (TTPs) se aplican y ejecutan subconscientemente. Ni qué decir tiene que, para poder aplicar y ejecutar principios básicos y TTPs subconscientemente, es necesario llevar a cabo un adiestramiento progresivo y repetitivo.

También existe la posibilidad de añadir estrés para la realización de este ejercicio. El mero hecho de ir contrarreloj (limitar el tiempo disponible al justo o incluso menos del mínimo necesario), jugarse algo (5€ o un tapa de tortilla) o simplemente ser observado por otros tiradores puede suponer presión o estrés suficiente para el tirador como para que pueda incluso ver reducido su rendimiento si no logra controlarlo.

Todo ejercicio de tiro ha de disponer de un sistema de evaluación que permita cuantificar el rendimiento de forma que se pueda comprobar la progresión y comparar los resultados con los de otros tiradores. Para poder cuantificar de algún modo los resultados se puede establecer un sistema de puntuaciones que valore tanto la velocidad en la ejecución como la precisión de los impactos, tal como puede ser el siguiente:

P = (i /t ) * 100

P: puntuación obtenida en el ejercicio de tiro.

i: número de aciertos (impactos dentro o tocando el borde exterior del círculo realizados en el orden correcto).

t: tiempo de ejecución del ejercicio de tiro en segundos.

Por ejemplo, en el caso de realizar este ejercicio para una secuencia de 8 letras, completando el ejercicio con 7 aciertos (i) en 14’36 segundos (t), la puntuación obtenida sería de:

P = (7 / 14,36)  * 100 = 0,49 * 100 =  49 puntos.

Creo que este ejercicio puede resultarte útil tanto para tu entrenamiento personal como para valorar tu evolución, e incluso para competir con compañeros y amigos. Una de las ventajas de este tipo de ejercicios es que no requieren demasiados recursos ni suponen un excesivo consumo de munición. Tan sólo necesitas los cartuchos justos y necesarios para repetir el ejercicio de tiro todas las veces que puedas, un cronómetro de tiro o alguien que cronometre con cualquier reloj-cronómetro, un único soporte para el blanco y todos los blancos en papel que necesites. Puedes imprimir tranquilamente todos los blancos que quieras en tu propia casa en tamaño de papel A3 o en A4, según las características de tu impresora. De este modo, te ahorras tener que adquirirlos y dispondrás inmediatamente de todos los blancos que necesites.

En este documento hemos incluido varias series de palabras de 4, 5, 6, 7, 8, 9, 10 y 11 letras que puedes imprimir y recortar para tu uso personal. También es posible utilizar cualquier secuencia de letras sin sentido. Incluso puede ser cada tirador (en el caso de competir con compañeros y amigos) el que proporcione una secuencia.

Esperamos que disfrutes este ejercicio de tiro y te resulte de utilidad. Además, te agradecemos cualquier tipo de comentario una vez tengas la oportunidad de practicarlo y comprobar si resulta realmente útil e interesante.

.