Cómo mejorar por el mismo precio: multiplica por 6 tus repeticiones perfectas con el mismo consumo de munición.

Innovar está muy bien, siempre que suponga mejorar, pero existen métodos de toda la vida para sacarle mayor rendimiento a tu entrenamiento por el mismo precio. Uno de esos métodos de sobra conocidos, y del que posiblemente ya habrás escuchado hablar alguna vez, consiste sencillamente en multiplicar por 6 el número de repeticiones perfectas ─ahí está la clave─ con el mismo consumo de munición. Se trata sencillamente de combinar el fuego real y el tiro en seco en una misma sesión en el campo/galería de tiro. ¡Tan sencillo como eso! La idea consiste en realizar 5 repeticiones de tiro en seco antes de una con fuego real, de tal forma que por cada cartucho que dispares realices 5 repeticiones previas adicionales en seco. Esto supone que al final de la sesión hayas multiplicado por 6 el número de repeticiones perfectas respecto a si sólo realizaras fuego real, es decir, que con una caja de 50 cartuchos realizas 300 repeticiones en lugar de 50. Este método permite afianzar los principios básicos del tiro, tanto la posición/postura, como el empuñe, la puntería y muy especialmente el control del disparador, que tantísimo se complica en el caso de pistolas con un mecanismo de disparo de esos híbridos de Doble Acción y Simple Acción (DA/SA). La única condición para que todas y cada una de las repeticiones tengan sentido radica en ejecutarlas perfectamente, con concentración plena en cada uno de los movimientos a realizar, asumiendo que todas las
Has alcanzado el límite de 1 artículo diario gratis. Para continuar leyendo sin límite, ¡suscríbete! ─por solo 15€ al año─. ¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí.