Posición SUL, posición de en guardia con pistola para CQB [Position SUL, CQB pistol ready position]. Por Max F. Joseph. Revista SWAT Diciembre 2000.

Posición SUL, posición de en guardia con pistola para CQB [Position SUL, CQB pistol ready position]. Por Max F. Joseph. DIC00

Hay quien se empeña en volver a “inventar la rueda”, bien sea por ignorancia o por afán de protagonismo. La cuestión es que cualquier profesional ha de buscar la verdad, estudiar lo que ya existe y tratar de mejorarlo en la medida de lo posible, al mismo tiempo que les concede el mérito y prestigio que merecen a los verdaderos artífices de las diferentes tácticas, técnicas y procedimientos (TTPs).

En el siguiente artículo, cuyo original fue publicado en el número de diciembre de 2000 de la desaparecida revista S.W.A.T., Max F. Joseph nos explica los entresijos de la posición Sul, aclarando de una vez por todas sus orígenes y justificación. La traducción y reproducción de este artículo cuenta con la autorización de Rich Lucibella, director de la revista S.W.A.T., propietaria de los derechos de autor.

¡Cuidado con tu boca de fuego! ¡Baja esa boca de fuego! ¡Aparta ese arma! ¡Controlad vuestras armas! ¿Cuántas veces nos hemos visto obligados a gritarles esto mismo a los que tambaleaban sus bocas de fuego de forma insegura durante operaciones o ejercicios?

Si por cualquier motivo se inclina el cuerpo hacia adelante, hay que inclinar la boca de fuego hacia fuera de forma que el tirador nunca barra sus piernas con su boca de fuego.

En el registro/limpieza de habitaciones u otros entornos de combate cercano sabemos que debemos estar en disposición de emplear nuestras armas instantáneamente si fuera necesario ante una amenaza. Sin embargo, la mayoría de nosotros estamos de acuerdo en que nuestras bocas de fuego deben permanecer seguras durante ese registro. Esto resulta obvio por el bien y la seguridad de nuestros compañeros del equipo de registro y también de cualquier no combatiente en el interior de la estancia. Existe una posición que está siendo ampliamente aceptada como el nuevo SOP (Standing Operative Procedure o Procedimiento Operativo Vigente) en cuanto a posición de en guardia con pistola. Esa es la Posición Sul. La Sul fue desarrollada conjuntamente por T.F.T.T. (Tactical Firearms Training Team) y T.E.E.S. (Tactical Energetic Entry Systems) tras pasar años gritándoles a todos que controlaran mejor sus bocas de fuego durante ejercicios de adiestramiento de Close Quarters Battle (CQB) [combate cercano]. Sul significa Sur en Portugués y describe precisamente la dirección en la que apunta el eje de nuestro cañón mientras nos encontremos en esta posición. Desde su creación la Sul ha contado con una gran aceptación y ha llegado a convertirse en la posición de en guardia estándar para muchos equipos y unidades. Aunque se suele decir que resulta muy difícil enseñar nuevos trucos a un perro viejo, prácticamente todos los que han probado esta posición/presentación rápidamente se han enamorado de ella y la han adoptado.

La posición Sul proporciona una seguridad perfecta para la boca de fuego cuando se espera en una columna táctica para entrar en una dependencia.

Para acostumbrarse a esta posición lo mejor es empezar empuñando el arma con ambas manos presentándola al frente en una posición “Low Ready” normal (guardia baja). Empieza por soltar el empuñe de tu mano de apoyo y gira tus manos de forma que la corredera quede apoyada sobre el dorso de tu mano de apoyo. Al mismo tiempo desbloquea tus codos y llévate las manos al plexo solar. La palma abierta de tu mano de apoyo está en contacto con tu plexo solar. Recuerda no extender los codos demasiado hacia fuera de tu cuerpo.

Si se extienden demasiado los codos éstos pueden golpearse con el quicio de la puerta al efectuar la entrada en la dependencia. Además tu compañero podría golpearse con tus codos al pasar a tu lado. Finalmente, al abrir los codos demasiado expones al fuego enemigo una zona mayor de la necesaria. Cuando alguien está aprendiendo esta posición por primera vez siempre le hago adoptar primero una Guardia Baja [Low Ready] y a continuación una Sul. Una vez se aprende la mecánica y los músculos se familiarizan lo suficiente con los movimientos resulta más sencillo para una persona pasar directamente a la Sul al extraer su arma.

La presentación del arma hacia la amenaza desde la Sul es más suave que con cualquier otra posición de en guardia de retención o de CQB. El secreto consiste en mantener el contacto entre el nudillo del dedo índice de la mano de apoyo y el del dedo corazón de la mano de empuñe. El dedo índice de la mano de empuñe permanece siempre estirado y por fuera del guardamontes hasta que los elementos de puntería están sobre la amenaza. Resulta sumamente importante recordar que ninguna parte de tu cuerpo debería quedar jamás al alcance de tu boca de fuego en cualquier momento durante cualquier ejercicio o posición. Por lo tanto, si tienes la costumbre de inclinar tu cuerpo hacia adelante al estar erguido o al desplazarte te será de vital importancia sacar tu boca de fuego ligeramente por delante para evitar que tu cuerpo o tus piernas estén al alcance de tu boca de fuego.

Aunque no es obligatorio, prefiero mantener en contacto las yemas de mis pulgares mientras empleo la Sul, ya que tengo muy arraigada la costumbre para pistolas tipo 1911. Al mantener mis pulgares en contacto formando una “V” me aseguro que tengo un acceso instantáneo sobre la aleta del seguro, la cual, por supuesto, siempre llevo hacia arriba.

Debe mantenerse el contacto entre el nudillo del dedo índice de la mano de apoyo y el del dedo corazón de la mano de empuñe.

En espacios con una gran afluencia de personas, bien sea durante una intervención en un bar, o bien durante un incidente con un tirador activo [active shooter] en el que las posibles víctimas huyen despavoridas, siempre resulta un poco más peligroso todo lo que se refiere al control de la boca de fuego y la retención del arma. En cualquier momento en el podamos tener que entablar contacto físico con sospechosos o rehenes debemos subir nuestro nivel de alerta. En la posición Sul el arma permanece en una posición de autoridad, lista para ser presentada inmediatamente ante cualquier potencial amenaza, pero aún así, ante la presencia de la gente no constituye una posición abiertamente amenazadora. En ciertas ocasiones esto resulta extremadamente importante, especialmente cuando las cámaras graban algunas imágenes para las noticias de las 3.

¿Cuántas veces hemos visto incidentes, tanto estando de servicio como más tarde esa misma noche en las noticias, en los que los policías no tienen una directiva coherente en lo que respecta a dónde dirigir las bocas de fuego de sus armas cuando permanecen fuera de su funda durante un largo periodo de tiempo? Vemos imágenes en las que un policía enarbola su arma en Guardia Alta [High Ready] (normalmente un viejo policía que recibió su formación básica en los 70). Otro policía balancea su pistola de un lado a otro con una sola mano. Esto demuestra una clara falta de SOPs y una falta de profesionalidad.

El registro o limpieza de habitaciones constituye un auténtico subidón de adrenalina para todos los miembros de un equipo táctico que se tomen su trabajo en serio. Este es el momento más peligroso tanto en el adiestramiento como en operaciones reales. Esta tarea exige identificar blancos y tomar de decisiones en décimas de segundo. Sin embargo, esto no quiere decir necesariamente que tu boca de fuego haya de ir levantada al frente balanceándose bruscamente de un lado a otro hacia todas y cada una de las zonas potencialmente peligrosas. De forma ideal el arma permanece en modo transporte, en este caso Sul, hasta que se haya identificado una amenaza específica o una potencial amenaza -en ese momento se realiza la presentación táctica del arma hacia el blanco. Todo esto tiene lugar en décimas de segundo, que es todo lo que se tarda en levantar esa pistola al frente desde Sul. Hay algunos que afirman que esto consume demasiado tiempo y que la pistola ha de llevarse con el eje del cañón semi horizontal al desplazarnos de uno a otro lugar. Pero tengo que refutárselo señalando que ¡hace tan sólo una década a los policías se les enseñaba a mantener sus dedos sobre el disparador mientras se desplazaban ya que era obviamente una pérdida de tiempo mantener el dedo extendido!

Los codos han de mantenerse pegados al cuerpo para evitar que sobresalgan como las “alas de un pollo”, lo que restringiría considerablemente un movimiento fluido al atravesar puertas.

Las decisiones y técnicas equivocadas pueden conllevar la muerte tanto de miembros del equipo como de no combatientes. Con el estrés siendo quien es, los miembros del equipo no deberían aceptar el mayor riesgo que supone un momentáneo fallo del control muscular al llevar la boca de fuego levantada hacia el frente, poniendo en peligro a los demás miembros de su equipo.

Durante los últimos dos años se han producido varios trágicos incidentes derivados de un mal control de la boca de fuego por parte de los policías en cuestión, que se las arreglan para realizar disparos sobre no combatientes o injustificadamente sobre sospechosos que no oponen resistencia. No puedes permitirte el lujo que esto te suceda. Habrá algunos que digan que esto pasa como resultado de no seguir la regla número dos: mantén tu dedo extendido, fuera del disparador, hasta que los elementos de puntería se encuentren sobre el blanco. Desde luego, ese es un factor a tener en cuenta, pero esa también es la misma razón por la que ¡mantener tu boca de fuego en una dirección segura es la primera regla a seguir!

Avanzar escaleras arriba constituye uno de los momentos más peligrosos para aquellos equipos tácticos en los que sus miembros no tengan un lugar mejor hacia el que dirigir sus bocas de fuego que no sean las nalgas del compañero que va delante. La probabilidad de caerse aumenta considerablemente, así como el agotamiento físico, especialmente para los amigos de la bollería industrial. Para avanzar escaleras arriba yo optaría por emplear una Sul modificada, que consiste en inclinar tu boca de fuego en un ángulo de 45 grados hacia tu lado débil o de apoyo [weak side], al mismo tiempo que el eje de tu cañón continúa apuntando hacia abajo y lejos de las piernas de tus compañeros de delante.

Otra modificación que posiblemente también podría utilizarse en determinadas circunstancias consiste en la Sul a una sola mano. Esta posición se podría emplear, por ejemplo, mientras agarras algún rehén con la otra mano para llevarlo hacia ti o mientras realizas alguna técnica de conducción de personas con no combatientes que se interpongan en tu camino. En la posición Sul a una sola mano es la mano fuerte o de empuñe [strong hand] la que adopta la posición Sul tradicional, quedando la pistola pegada al plexo solar con el dedo índice estirado.

Durante la dominación dinámica de una espacio pequeño y muy concurrido, tanto si trata del asalto a una aeronave como si es a un autobús, el nivel de estrés y confusión aumenta proporcionalmente a lo reducido del espacio en cuestión. En tales circunstancias, cuando las distancias son tan reducidas, no te atreverás a llevar tu arma al frente donde alguien bien podría agarrarla (sospechosos) o correr por delante o hacia tu boca de fuego (rehenes). Resulta de vital importancia mantener un férreo control sobre esa pistola.

Ahí fuera existe un grave problema que afecta a muchas unidades y profesionales en lo que respecta al control de la boca de fuego. Sul es una muy respuesta frente a ese problema. Prueba esta posición la próxima vez que visites el campo de tiro. Dale una oportunidad justa y rápidamente comprobarás que tu cuerpo la adopta muy fácilmente y de forma natural.

En cuanto te acostumbres a ella puede que en tu próxima operación o adiestramiento te encuentres a ti mismo mirando hacia atrás y gritándole a tu compañero «¡vigila esa boca de fuego!».

 

Max F. Joseph es el fundador y director tanto de TFTT como de Direct Action Group. Max lleva trabajando 27 años ininterrumpidamente en Operaciones Especiales y adiestramiento. Ha entrenado y trabajado con fuerzas y unidades contraterroristas de Asia, África, Europa del Este, Oriente Medio y Sudamérica. Además de dirigir a tiempo completo TFTT/Direct Action Group, Max también fue Instructor Senior para Tactical Explosive Entry School desde 1993 hasta 2005 tanto en EE.UU. como en Brasil. Asimismo es un reconocido experto en explosivos para abrir brechas tácticamente [Tactical Breaching] y otras Operaciones Especiales. También tiene amplia experiencia en Protección de Personas [Executive Protection] y ha realizado destacamentos en América Central, Sudamérica, Europa del Este y Afganistán. Actualmente todavía se encuentra en activo en varias capacidades tanto dentro como fuera de los EE.UU.

.