Nueva estrategia de Team Wendy para obtener datos en pruebas de impacto sobre la cabeza. 3 de septiembre de 2019.

Subscribe

Equipo de investigación ONR PANTHER, entre los que se encuentran Sushant Malave (detrás, segundo por la izquierda) y Ron Szalkowski (detrás, segundo por la derecha), de Team Wendy.

Cuando en el episodio de podcast Jose Rizo-Patrón, director de Team Wendy, nos explicó a qué se dedican en su empresa, destacó los esfuerzos que dedican a investigar mejores formas de proteger la cabeza, no solo frente a impactos de proyectiles o fragmentos, sino también frente a golpes y explosiones que pueden dar lugar a traumatismos craneoencefálicos (TCE) con efectos a largo plazo. Queda mucho camino por recorrer, pero cada día se sabe más sobre el problema y gracias a ello se desarrollan nuevas y/o mejores soluciones en protección de la cabeza. Una reciente iniciativa en este sentido fue el simposio del que se habla a continuación.

La cuestión es la siguiente. Un soldado va en la parte de atrás de un vehículo táctico y se produce una explosión. Sacude el vehículo y el soldado se da un golpe en la cabeza.

El ángulo con que impacta la cabeza del soldado al darse el golpe ─junto con la velocidad a la que impacta─ plantea preguntas sobre los efectos duraderos en el cerebro. Las respuestas a estas preguntas todavía no se llegan a entender por completo, pero investigaciones en curso ofrecen esperanzas para algún día obtener respuestas más detalladas y completas.

El pasado mes de agosto de 2019, dos ingenieros de Team Wendy viajaron a Orlando (Florida, EE.UU.) para presentar una nueva investigación sobre pruebas de impactos con ángulo sobre la cabeza. Son optimistas en cuanto a que estas pruebas reproducen mejor la naturaleza impredecible de la vida real en la calle o en el campo de batalla.

 

LA INVESTIGACIÓN

Ron Szalkowski, director de desarrollo de producto y colaboración en investigaciones de Team Wendy, junto con el ingeniero mecánico Sushant Malave, asistieron al Simposio de Investigación del Sistema de Sanidad Militar (SISSM) estadounidense [Military Health System Research Symposium (MHSRS)], celebrado en el complejo turístico y centro de convenciones Gaylord Palms de Orlando el 20 y 21 de agosto de 2019.

El SISSM es el principal encuentro científico del Ministerio de Defensa estadounidense. Se trata del lugar en el que presentar nuevos descubrimientos científicos fruto de investigación y desarrollo únicos en el ámbito militar.

Team Wendy, junto con el equipo ONR PANTHER, describió su investigación en dos de los carteles de las sesiones del SISSM. Un cartel presentaba un modelo de lo que sucede en el cerebro humano durante pruebas de impacto (traumatismo) realizadas según las actuales especificaciones militares. El otro cartel presentaba un algoritmo para medir el movimiento de la cabeza al impactar.

Cartel que describe la respuesta del cerebro durante pruebas de impacto realizadas según las actuales especificaciones militares.

Cartel que presenta un algoritmo para medir el movimiento de la cabeza durante pruebas de impacto.

Se trata de la primera vez que ingenieros de Team Wendy presentan públicamente  los resultados de pruebas de impacto sobre la cabeza junto con la respuesta simulada del cerebro como consecuencia de las pruebas de impacto (traumatismo). ¿La conclusión? Se descubrió que la respuesta variaba según el lugar y velocidad del impacto. Puede haber diferencias drásticas para el cerebro según el lugar del impacto.

«En la vida real, la aceleración y rotación de la cabeza varían y pueden afectar al cerebro de forma diferente a cómo lo hace algo que impacte recto sobre la cabeza», decía Malave.

Szalkowski lo confirmaba.

«Desplazar el punto de impacto 10 centímetros a un lado hace que el efecto sobre el cerebro sea completamente diferente», decía.

«Lo que tenemos que hacer ahora es continuar mejorando nuestros conocimientos sobre la respuesta del cerebro y el riesgo de lesiones celulares, de forma que podamos determinar dónde es probable que se produzcan lesiones y cómo podemos proteger mejor la cabeza de las personas», decía Szalkowski.

 

UNA NUEVA ERA

Históricamente, las pruebas de impacto con cascos se han centrado en impactos directos en línea recta. Las pruebas de impacto con ángulo son más representativas de escenarios del mundo real y los ingenieros de Team Wendy dicen que solo hemos rascado la superficie.

Team Wendy estuvo presente en el Simposio de Investigación del Sistema de Sanidad Militar (SISSM) estadounidense junto a aproximadamente 2.300 expertos y representantes del sector de la medicina rehabilitadora.

«Nuestro sector tiene que estar directamente implicado en esto», decía Szalkowski.

Prueba de impacto habital para cascos (impacto directo en línea recta).

Nueva prueba de impacto para cascos que implica impacto angular, con rotación.

 

EL PROYECTO PANTHER

El programa PANTHER se remonta a 2017. Team Wendy se integró en el programa con varios grupos de investigación dirigidos por la Universidad de Wisconsin-Madison (EE.UU.) con el objetivo de cuantificar los umbrales de lesiones celulares en traumatismos craneoencefálicos (TCE) y optimizar las pruebas de impacto para cascos y diseñar metodologías sobre las mismas. El programa está financiado por la Oficina de Investigaciones Navales [Office of Naval Research (ONR)].

El simposio en Orlando era la primera vez que se reunía todo el equipo PANTHER para presentar sus datos públicamente. Continuarán investigando los efectos a largo plazo sobre el estado general del cerebro que tienen los golpes en la cabeza.

 

Fuente: Explosive Research: Team Wendy’s new approach to gathering data on blast force testing. Team Wendy. 3 de septiembre de 2019.

Si quieres apoyar la existencia de este blog, haz el favor y dona uno o varios euros. ¡Gracias!


Si compras algo podríamos recibir una comisión por estos anuncios. A ti no te cuesta nada.


.

Acerca de Jorge Tierno Rey

Infante de Marina desde 1999, Capitán desde 2007. Experto en nada. Siempre aprendiendo. Me encanta aprender. Sin experiencia real en combate. Traduzco decentemente textos del inglés al español. Fundé y escribo en El Blog de Tiro Táctico (tirotactico.net). Soy un profesor mediocre. Más de 2.500 horas de clase, más de 60 cursos, más de 1.200 alumnos me han sufrido.
Esta entrada fue publicada en Blindaje y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Por favor, déjanos tus comentarios. Se agradecen.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.