La pistola 1911. El Momento del Combatiente con Armas de Fuego. Ken Hackathorn. 05JUL14.

La pistola 1911

¿La pistola 1911 es una buena opción para portar o un pedazo de historia? La respuesta es un poco de ambas cosas, pero una pistola 1911 no es el arma ideal para cualquiera. Por supuesto que es una de las pistolas más vendidas de EE.UU, si no es la más vendida, pero la gran 1911 tiene problemas. Es una pistola fabricada por una amplia variedad de marcas y con diferentes niveles de calidad.

Me crié con la 1911, llevo una encima casi todo el tiempo, y con una nunca me he sentido mal armado. Mis pistolas 1911 funcionan y sé cómo cuidarlas y mantenerlas en buena forma. Para los que no sean muy de armas constituye una mala opción; les va a ir mejor con una Glock o una S&W M&P.

Habitualmente me preguntan, “¿es mejor una pistola con mucha capacidad en el cargador?” SI. ¿Hace falta una pistola con mucha capacidad en el cargador? Si fallas mucho, resulta ideal. Si sabes disparar, la 1911 solventará la mayoría de los problemas. Sopesa el porqué quieres o necesitas una pistola y entonces elije un arma que atienda tus necesidades.

A mi la pistola 1911 siempre me ha “hablado”. Las pistolas modernas de polímero son buenas herramientas, pero no tienen alma. En mis cursos siempre pregunto quién no posee una pistola 1911. Desgraciadamente, en estos días cada vez son más los alumnos que levantan la mano que los que no. Y yo siempre inclino la cabeza por vergüenza. Todo auténtico estadounidense patriota debería tener una pistola 1911. Se trata de un hecho. No tienes que portar una, pero tienes que tener una.

Últimamente se ha hecho popular maldecir a la pistola 1911. Durante una década me he referido a la 1911 como “El arma de mano para el combate cercano más delicada del mundo” [The World’s Finest Close Quarters Sidearm] y “la reina de las interrupciones” [King of feedway stoppages]. He visto tiradores de 1911 que son tan buenos resolviendo interrupciones que pueden hacerlo subconscientemente. Cuando se les pregunta que le pasó a su pistola, responden “¿qué interrupción?”. Tienen que aplicar el procedimiento de acción inmediata [Immediate Action Drill (IAD)] tan a menudo que ni siquiera se dan cuenta de cuando lo aplican. Larry Vickers (LAV) llama a este fenómeno “Amnesia de Interrupción” [Malfunction Amnesia]. Te lo aseguro, los tiradores de 1911 son los mejores del mundo resolviendo interrupciones por el procedimiento de acción inmediata. Si quieres una pistola en calibre .45 ACP realmente fiable, prueba con la H&K 45, la FNX45, la S&W M&P45, o la nueva Sig Sauer P227.

De alguna forma la 1911 es como la moto Harley Davidson: exclusivamente estadounidense, pero requiere un esfuerzo extra para mantenerla en la carretera. Como la espada Samurai japonesa, representa en gran medida el espíritu de la clase guerrera: honrada, coleccionada, entregada de padres a hijos, y venerada casi con fanatismo religioso. Me encanta la 1911, llevo una casi a diario, pero normalmente entreno y enseño con la pistola que utilizan la mayoría de mis alumnos: una de esas pistolas de polímero sin “alma”.

Ken Hackathorn

¡Qué quiere que le diga, Sr. Hackathorn! Desde mi desconocimiento de la 1911, estoy de acuerdo con ud. No soy estadounidense pero algún día me gustaría tener una 1911 con “alma”. Lamentablemente una buena 1911 tiene un precio que ahora mismo prefiero invertir en entrenar con mi G17 Gen4 sin “alma”. ¡Ya tendré una 1911 algún día!

Ken Hackathorn ha trabajado como Instructor de Tiro en las Fuerzas Especiales del Ejército de Tierra estadounidense y en el Gunsite y en la NRA. Actualmente es Instructor de Tiro certificado por el FBI, Policía Local en el condado de Washington (Ohio, EE.UU.), así como miembro e instructor del Equipo de Respuesta Especial [Special Response Team (SRT)]. Ken ha formado a miembros de Fuerzas de Operaciones Especiales de las FAS estadounidenses, de Equipos de Seguridad Antiterroristas de la Flota [Fleet Antiterrorism Security Team (FAST)] y del Grupo de Formación de Operaciones Especiales [Special Operations Training Group (SOTG)] del Cuerpo de Infatería de Marina estadounidense, así como del SWAT y del Equipo de Rescate de Rehenes [Hostage Rescue Team (HRT)] del FBI. Además Ken ha impartido formación en diferentes cuerpos de policía locales, estatales y federales, estando en activo como instructor de tiro durante los últimos 25 años. Por otra parte, ha escrito artículos relacionados con armas de fuego para revistas tales como Guns&Ammo, Combat Handguns, Soldier of Fortune, y últimamente American Handgunner y ha contribuido con al menos otros seis medios. Ken también fue miembro fundador de IPSC y IDPA.

El Momento del Combatiente con Armas de Fuego consiste en una breve reseña semanal patrocinada por Alias Training & Security Services para SoldierSystems. Cada semana Alias te presenta a un maestro que a cambio te dedica unas palabras de sabiduría para tu consideración. En EBdT2 hemos sido autorizados para reproducir una traducción al español de esta serie de reseñas.

SoldierSystems

álias Training and Security Services

 

luz solar portátil luminAID

Acerca de Jorge Tierno Rey

Administrador del Blog. Experto en nada. Experiencia cero. Ninja de teclado.
Esta entrada fue publicada en El Momento del Combatiente. Guarda el enlace permanente.

13 respuestas a La pistola 1911. El Momento del Combatiente con Armas de Fuego. Ken Hackathorn. 05JUL14.

  1. Yo no llamaría obsoleto a un diseño que sigue lanzando nuevos productos con tecnología del siglo XXI. El diseño original tiene más de 100 años pero todavía no ha sido superado por los más modernos. De hecho, parece que una buena pistola es aquella que consigue imitar más fielmente las características de una 1911, especialmente en cuanto a empuñe y disparador.

    Quizás actualmente no sea el arma más polivalente ni la más adecuada para el servicio, pero creo que no deja de ser un arma vigente.

  2. Carlos dijo:

    No quisiera ser desconsiderado con el señor Ken, pero la pistola 1911 es precisamente eso, una pistola de 1911.
    En su momento y para los americanos que son muy suyos, me imagino que la considerarian ” el arma” por excelencia , pero a estas alturas de la pelicula no deja de ser un arma obsoleta y poco practica.
    A modo de ejemplo si le hubieran preguntado a Curro Jimenez que arma segun el, era la mejor, te hubiera dicho sin lugar a dudas que el trabuco.
    Pues creo con todos los respetos que algo asi le ocurre al amigo Ken.

  3. Tienes toda la razón. Que sea más cara no siempre quiere decirlo todo, pero obtienes lo que pagas y este tipo de pistolas suelen ser caras.

    Yo no tengo ni idea de marcas, pero STI es una marca que me inspira cierta confianza, en defecto de las famosas Wilson Combat, que creoq ue difícilmente se pueden encontrar en España.

    En fin, que no me voy a hacer con una 1911 de momento, aunque espero que llegue algún día.

  4. Jesus dijo:

    Hay muchas 1911 en el mercado, la más cara no signifíca que sea la mejor, porque hay que diferenciar, ¿la mejor para qué?. Yo puedo hablar desde mi experiencia personal, he tenido una kimber desert warrior II y tenía una gran pega, su perfecto ajuste, buena para un arma de precisión, pero poco fiable como arma de combate o defensa, de hecho de vez en cuando tenía interrupciones. A día de hoy, mi 1911 es una norinco modelo A1 de las clásicas y fiablemente es mucho mejor que la kimber, no tengo interrupciones y sigue conservando la precisión de la kimber (eso si, habiendole afinado algo el disparador), tendrá cosas que a otros no gusten, pero yo le saco el rendimiento que quiero que me aporte un arma de combate/ defensa y está lo supera con creces.
    Lo que quiero decir con esto es que hay que buscar el arma que se adapte a nuestro trabajo, entrenamiento y fisonomía y sacarle el mejor partido como bien comentais.
    Respecto a lo de colocar los disparos está claro que es lo determinante al final de la ecuación, pero muy a tener en cuenta es el tipo de proyectil.
    Un saludo.

  5. Manuel Ortiz Garcia dijo:

    Supongo que como apuntais es un trozo de historia, se puede customizar, gastarse pasta y con mucha dedicación llegar a ser muy “confiable”. He probado una Infinity y si, que pasada y que bonita y que cara. ojalá tuviese una para tenerla… Pero me adapto a lo que hay y haber a dia de hoy, no me puedo quejar, aunque soy adicto a las Sig Sauer, porto una 228, para mí de lo mejor en su categoría. Glock 19 o 17 G3, es lo que yo elegiría si pudiese elegir. En cuanto al calibre, estoy con Jorge, hay que colocar. Eso si hay que trabajar con todas para que funcionen. Saludos. PD. El alma la pone el tirador.

  6. Jesús* dijo:

    Indudablemente las 1911 tienen su atractivo. Entre las armas que poseo, tengo una Colt Government XSE y no me ha defraudado en ningún momento.

    Si bien utilizo normalmente para entrenar una Glock 17 o SIG 228, creo que con una 1911 de calidad se puede trabajar sin problemas.

    El mayor inconveniente que le puedo encontrar a una 1911 es que si queremos que nos aporte “calidad”, hay que pagarla. Eso sí, no defrauda a nadie.

    Un saludo

  7. El calibre no es problema mientras coloques bien los impactos. Tanto 1 como 10 o 15 impactos bien colocados harán su trabajo aunque se trata de un 9 Luger de punta blindada. Pudiendo elegir: punta hueca. Pero me temo que no vamos a poder elegir.

    Sobre balística terminal se pueden decir muchas cosas:
    http://tirotactico.net/category/balistica/

  8. Supongo que es difícil dejar el arma con la que llevas toda tu vida y reconocer que no es la mejor opción.

    Yo lo siento mucho, pero para el servicio prefiero una pistola que resulte fiable en casi cualquier condición. Seguramente la 1911 me la guardaría para el campo de tiro.

  9. Si lo he entendido bien, creo que se refiere a que a pesar de preferir una 1911 no le queda otro remedio más que entrenar y enseñar con la pistola más habitual entre sus alumnos, que es una de polímero “sin alma”.

  10. Jesus dijo:

    Yo creo Jorge que el mismo sabe la realidad cual es, aunque la nostalgia apunte a una 1911.

  11. Jesus dijo:

    Soy usuario de Glock desde hace muchos años y he hecho con ella de todo, recientemente he adquirido tapas Arredondo y llevo 20 cartuchos por cargador, más algunas mejoras más sin que afecten a portabilidad y fiabilidad. La única pega sería el calibre, que podría subsanarse por una buena punta de las múltiples del mercado.
    Por otro lado, desde hace poco más de un año que me estoy dedicando a entrenar con 1911 y noto mejoría en precisión y agrupamiento. Seguiré entrenando hasta llegar al nivel de la Glock, la 1911 es una buen arma, fiable y fácil de disparar, pero si tiene que depender mi vida prefiero un cargador con 20 cartuchos (con buena punta) a un cargador de 8,10 u 11 (como los que tengo de la 1911).
    Hay demasiadas variables en la ecuación para confiar tu vida a 10 cartuchos menos, Pero como añado anteriormente, siempre y cuando pudiéramos usar una buena punta en el 9×19.
    Considero a la 1911 un arma defensiva y como arma de mano en complemento a un arma larga, pero exclusiva de un tipo de enfrentamiento muy definido y por supuesto que requiere de un alto nivel de manejo.
    Eso si, es un gustazo disparar con ellas, tanto por la facilidad de disparo como por la seguridad que nos transmite su calibre, quizás tenga mucho que ver ese aire mítico que rodea un arma con tanta historia y batallas a sus espaldas, es como un trocito de historia en nuestras manos.

    Un saludo.

  12. Jorge Natal dijo:

    Muy integrante reflexión, pero lo curioso es que el mismo se contradice cuando acaba diciendo, que aún portando una 1911, entrena con una “sin alma”. Curiosa manera de definir a un trozo de hierro por otro lado.

  13. Juan Pedro dijo:

    Me parece perfecta la comparación de la 1911 con la Harley, son pura esencia americana.

    Y desde luego, me encantaría tener una 1911.

    Un saludo!

    Juan Pedro

Por favor, déjanos tus comentarios. Se agradecen.